Por Martín Corona y Elizabeth Reyes Bayamo, 11 sep (AIN)  
Intelectuales cubanos reiteraron hoy en esta ciudad oriental la decisión de formar y propagar una sólida cultura de paz, sobre la base de la defensa del derecho de los pueblos a la libertad y el desarrollo.     

A nueve años del controvertido derribo de las torres gemelas estadounidenses, juristas, filósofos, periodistas e historiadores inauguraron el espacio de debate “En nombre de la paz”, para tratar temas internacionales de actualidad.  
    

Convocados por la delegación del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos en la provincia de Granma, los panelistas expusieron aspectos del panorama mundial, bajo la divisa “Los peligros imprevisibles de una guerra previsible”.  
     

La doctora Sandra López, de la Universidad de Granma, explicó que los amantes de la paz no deben renunciar al combate por la independencia y la soberanía nacionales, como desean cínicamente los centros imperiales de poder.  
   

Agregó que los intereses de las grandes potencias están centrados ahora en el petróleo, y por eso tratan de destruir a Irán, pero el próximo objetivo en la ruta de la guerra podría estar en América Latina y el Caribe, dadas sus grandes reservas de agua potable y biodiversidad.  
    

Alejandro Vázquez, juez titular del Tribunal Provincial Popular de Granma, dijo que no se puede esperar justicia del sistema norteamericano hacia los cinco antiterroristas cubanos encarcelados hace 12 años, pues la esencia del régimen es probadamente criminal y arbitraria.  
    

De manera general, precisó, Estados Unidos no respeta los derechos humanos, pues nada los obliga a hacerlo.


Para desenmascarar esa realidad, es válido el discurso científico social, que permite poner en tela de juicio a la gran potencia norteña, mediante argumentos teóricos, doctrinales, empíricos e históricos, como lo hace en sus reflexiones el máximo líder cubano, Fidel Castro.     

Esa es una manera efectiva para continuar la lucha por la libertad de René González, Ramón Labañino, Antonio Guerrero, Gerardo Hernández y Fernando González, señaló.    
   

Los profesores Alexis Guerra y Carlos Rodríguez expusieron evidencias de las tradicionales ambiciones expansionistas de Estados Unidos y de cómo se autonombraron policías del planeta, sobre la base de la defensa de sus intereses a cualquier precio.

Guerra explicó que en el sistema político norteamericano mandan los multimillonarios del llamado complejo militar industrial y el presidente es uno de sus instrumentos, pero tiene poder constitucional para desatar guerras sin consultar al Congreso, lo cual ha sucedido varias veces.       El taller incluyó un minuto de silencio a la memoria del recién fallecido reverendo Lucius Walker, fundador y guía del movimiento de solidaridad Pastores por la Paz.       

También se recordó al revolucionario chileno Salvador Allende, cuyo gobierno fue derrocado por un golpe fascista el 11 de septiembre de 1973, y al líder independentista puertorriqueño Juan Mari Bras, quien murió este viernes. 
    

Asistieron al encuentro dirigentes políticos de Granma, jóvenes cubanos y extranjeros, profesores universitarios, médicos, artistas, periodistas e integrantes de comités de solidaridad con Los Cinco.

Your comment will be posted after it is approved.


Leave a Reply.